La Alianza Cooperativa de Medios de Comunicación de La Franja y La Ruta>>Noticias>>Últimas noticias

Comienza la primera plataforma offshore de China para recuperación de petróleo pesado

2020-09-16 09:49:41 Pueblo en Línea

La primera gran plataforma offshore de China para la recuperación térmica de petróleo pesado. (Foto: CCTV)

Mar de Bohai, 15/09/2020 (El Pueblo en Línea) -Este lunes en el Mar de Bohai comenzó sus labores la primera gran plataforma offshore de China para la recuperación térmica de petróleo pesado. Su inauguración verifica un paso clave en el desarrollo de la extracción en alta mar de combustibles de alta dificultad.

El petróleo pesado es un tipo de crudo con alta densidad y viscosidad, baja fluidez y de fácil solidificación. La nueva plataforma Lyuda 21-2 es capaz de tributar alrededor de 400 toneladas diarias de petróleo crudo.

La profundidad media de los pozos activos es de 2.500 metros bajo el mar. Este combustible con apariencia de "lodo negro" es un petróleo pesado muy poco convencional y con 300 veces la viscosidad del aceite comestible. Por sus características está clasificado como un recurso natural muy difícil de explotar.

Zhang Chunsheng explica el proceso del petróleo pesado en CCTV. (Foto: captura de pantalla)

El petróleo pesado recuperado por la plataforma es "altamente vizcoso y de poca liquidez" y "no se puede extraer sin calentarlo", explicó Zhang Chunsheng, gerente general de Liaodong Operating Company, filial de Tianjin de la China National Offshore Oil Corporation (CNOOC).

"Hay requisitos extremadamente altos para su tecnología de producción, el tratamiento de procesos, el transporte de oleoductos para explotar este tipo de petróleo pesado desde el subsuelo hasta el suelo y luego el transporte", indicó Zhang. "El mar hace que el proceso de recuperación sea aún más difícil".

China comenzó en el 2008 la prueba piloto para la recuperación térmica de petróleo pesado en alta mar, solucionando una serie de desafíos como establecer una plataforma offshore en un espacio limitado, el difícil control de la seguridad extractiva a altas temperaturas y la pérdida de calor en el pozo.

Basados en la experiencia de los campos petrolíferos en tierra, los investigadores desarrollaron por primera vez y aplicaron con éxito el sistema para la desalinización del agua marina y el sistema de inyección de calor en calderas para la recuperación de petróleo pesado a gran escala.

"Los dos sistemas están altamente integrados", afirma Wang Wenqi, director de la plataforma. "En comparación con los sistemas del mismo tipo y tamaño que hay en tierra, los offshore sólo cubren y pesan una quinta parte."

"Nos tomó 30 días completar la puesta en marcha conjunta de 43 sistemas, las pruebas independientes de más de 200 equipos, las pruebas in situ de más de 900 instrumentos y 56 veces probar el plan de respuesta de emergencia", agregó.

Las reservas mundiales de petróleo pesado se estiman en unos 815 mil millones de toneladas y representan el 70 por ciento de las reservas que quedan en el planeta.

China tiene alrededor de 19.87 mil millones de toneladas de petróleo pesado localizado en tierra firme. Del total, 3.55 mil millones de toneladas ya están verificadas. Sin embargo, la recuperación media de petróleo pesado es inferior al 20 por ciento, dinámica que indica su enorme potencial de desarrollo.

El petróleo pesado se concentra en la zona del Mar de Bohai, donde las reservas geológicas probadas de petróleo crudo han alcanzado los 4.200 millones de toneladas.

La producción anual de petróleo y gas en el Mar de Bohai superó las 30 millones de toneladas, aunque la producción no convencional de petróleo pesado aún representa menos del uno por ciento. La conversión de las reservas de petróleo pesado del país en producción intensiva es de gran importancia para mejorar la exploración y el desarrollo nacionales de petróleo y gas, y una parte indispensable de la seguridad energética nacional.

Después de Lyuda 21-2, varias plataformas similares comenzarán a producir. Para finales del 2025 se espera que en el área del Mar de Bohai se produzcan tres millones de toneladas de crudo mediante la recuperación térmica de petróleo pesado.